Funcinema

Gabriel Bosisio: “el término que mejor define a la serie es el de sátira”

Por Rodrigo Seijas

(@fancinemamdq)

elefante_Gabriel Bosisio es el director de La niña elefante, una de las series web seleccionada y que cuenta con el apoyo de la Bienal de Arte Joven de Buenos Aires. Con un formato de ocho capítulos de sólo cinco minutos, se centra en seis actores que ensayan una obra de teatro guiados por un particular director que les tiende una trampa, con lo que la historia se sucederá de manera violenta. El realizador habló con FANCINEMA de los orígenes del proyecto, la concepción del guión, los desafíos de la producción y la visión sobre el arte teatral que desarrolla el relato, entre otros temas.

-¿Cómo surgió el proyecto para la serie?

Yo fui el último en sumarme al proyecto. Cuando los chicos (Julieta, Rocío y Juan Cruz) me contaron que querían hacer una historia sobre un grupo de actores que son encerrados en una casa para preparar una obra de teatro y son sometidos a una clase de entrenamientos extremos por decirlo de alguna forma, me interesó muchísimo.

-¿De qué manera fue progresando el armado del guión, teniendo en cuenta que son ocho episodios de cinco minutos cada uno?

El formato de capítulos en nuestro caso creo que sirvió mas que nada para darle un orden y estructura a la historia, que en sí tiene más que ver con el formato de un largometraje que el de una serie web. Es decir, respetamos muchos elementos del formato de series, pero a su vez elegimos tener una narrativa lineal y continua. Cada capitulo avanza hacia el siguiente y para poder verlo necesitas pasar por el anterior. Para mi,  la mejor forma de verla va a ser viendo todos los capítulos de corrido, uno detrás de otro.

-¿Qué criterios utilizaron a la hora de armar el elenco? ¿Qué desafíos surgieron durante el rodaje?

Desde el principio el proyecto surgió con la idea de ser realizado entre amigos. Si bien hubo cambios en el elenco del piloto inicial a la serie web que va a salir al aire, lo más importante para nosotros era poder trabajar en un ambiente en el que todos nos sintiéramos cómodos y con la posibilidad de jugar y ser espontáneos. Todos los actores que forman el elenco (exceptuando Néstor Villa) nos conocimos en las clases de teatro que compartíamos en la escuela de Nora Moseinco. Fuimos creciendo juntos y nos vimos entrenando durante un año entero.

En el caso de la dirección concretamente, el trabajo fue mucho mas sencillo de hacer porque sabíamos cuales eran los puntos fuertes de cada uno y como abordarlos para que dieran lo mejor en sus interpretaciones. Creo que eso se va a ver en el resultado final.  Los desafíos en el rodaje fueron principalmente la falta de tiempo (filmamos toda la serie en 8 días corridos) y el agotamiento físico y mental que esto generó. Creo que todo el proceso sacó lo mejor (y lo peor) de nosotros, pero llevarnos a nosotros mismos a ese nivel de exigencia para hacer lo que queríamos fue una de las mejores experiencias que tuve en mi vida.

 

-La serie parece tener un abordaje desestabilizador del universo teatral. ¿Cómo se aplicó esa mirada para el lado de la comedia?

Creo que el término que mejor define a la serie es el de sátira. Si bien tiene muchos elementos cómicos la historia, todo lo que sucede alrededor (y dentro) de los personajes sigue una estructura dramática. Las situaciones no están pensadas para hacer reír al espectador sino para mostrar el proceso que van viviendo cada uno de los personajes que se encuentran encerrados dentro de la casa. Me parece que este es el mayor atractivo de la serie. Si bien se burla de muchas cosas que pasan en el mundo de la actuación, también desmitifica muchas otras que la gente que no está dentro de él piensa al respecto. Yo personalmente, estudié cuatro años con Norman Briski (que es famoso por su rigurosidad y exigencia) y traté de poner en pantalla muchas de las experiencias que viví en sus clases, que lejos de ser traumáticas, me formaron como actor y también como ser humano. Me parece que la serie se burla mucho de este mundo, pero de una forma inteligente.

-¿Qué implica para ustedes que la serie cuente con el apoyo de la Bienal?

La Bienal es un marco de apoyo y exposición que nos ayudó muchísimo para poder concretar el proyecto. Desde el subsidio económico, hasta la guía de los tutores, todo sirvió como un marco de contención para que pudiéramos llevar a cabo nuestra idea y también estamos contentos de contar con la ayuda de un organismo que nos permita tener mayor difusión para poder llegar a la mayor cantidad de gente posible.

Comentarios

comentarios

Comments are closed.