Funcinema

Cueste lo que cueste

Por Patricio Beltrami

(@Pato_Beltrami)

El coronavirus provocó lo que durante doce años nadie había podido conseguir: hizo tambalear a Marvel. La Casa de las Ideas detuvo la filmación de una película (Shang Chi y la leyenda de los diez anillos) y de tres series (Falcon y el Soldado de Invierno, Wandavision y Loki). Ante la paralización de la industria y el cierre de los cines en buena parte del planeta, la compañía todavía no confirmó cuál será el retraso que sufrirán los estrenos de las producciones que se lanzarán en 2020. Como un increíble giro del destino, la última gran novedad de la compañía de Disney se desarrolló horas antes de que la Organización Mundial de la Salud declarara a la enfermedad como pandemia. En ese momento, se presentó el segundo tráiler de Viuda Negra.

Este avance responde a una fórmula que Marvel ha repetido durante sus últimos años. Básicamente, se abordan determinados aspectos de lo que será el conflicto central de la película. En este caso, se reveló que Taskmaster, el ¿principal? villano de la historia, perseguirá a Natasha Romanoff (Scarlett Johansson) y sus aliados, aunque todavía no está claro el motivo de este enfrentamiento. Afortunadamente, los detalles de la trama no han sido revelados. Sin embargo, como sucedió en Capitán América y el Soldado de Invierno, todo indica que uno los mayores propósitos que tendrá la vengadora para enterrar las manchas de su pasado será acabar con la organización que recluta a las viudas negras.

No obstante, cualquier análisis o conjetura sobre este film parece fuera de lugar. Esta tarde, finalmente se confirmó que el estreno de Viuda Negra fue suspendido de manera indefinida. Cuando todos creían que Vin Diesel y compañía habían tomado una decisión extrema con el retraso de un año para la novena entrega de Rápidos y Furiosos, los recaudos se llevaron al infinito y más allá. Después de la baja recaudación que Unidos (gran película de Pixar, la hermana adoptiva de Marvel) ha obtenido a nivel mundial, Disney sufrió en carne las consecuencias de la escasa afluencia de público en sala. Ante la incertidumbre que ha generado esta pandemia, sabiendo que aún no se ha llegado al número máximo de infectados, Bob Iger y Kevin Feige chasquearon sus dedos y detuvieron toda la maquinaria del Universo Marvel. Seguramente este hecho también provocará un cimbronazo en toda la industria. Como Natasha en Avengers: Endgame, cueste lo que cueste, Disney y Marvel consideraron que este sacrificio financiero y logístico es indispensable para no sufrir a futuro los perjuicios de un desastre económico a escala global.

Comentarios

comentarios

Comments are closed.