Funcinema

Silvana Amaro: “considero que hay un espacio vacante en el teatro para adolescentes”

Por Rocío Rivera

(@funcinemamdq)

Silvana Amaro es directora de la obra teatral La excursión (al otro lado del monasterio), que se presenta todos los sábados de julio a las 18:30 en El Método Kairós Teatro (El Salvador 4530, CABA). El relato se centra en un grupo de adolescentes que durante una excursión en Misiones deben pasar la noche en un monasterio, desatándose allí toda clase de conflictos. En charla con FUNCINEMA, cuenta el proceso por el cual se concibió la pieza, el casting y el trabajo con los jóvenes actores y lo que implicó abordar diversos tópicos conflictivos, entre otros temas.

¿Cómo surgió la idea de la obra?

Surgió de una historia en parte real que ocurrió hace unos años con la obra anterior que escribió la autora de la excursión, Cynthia Edul, y un elenco de adolescentes que yo había dirigido. La obra se llama Familia Bonsai, y habíamos quedado seleccionados e invitados a un festival de teatro internacional de adolescentes que se realizaba en Venado Tuerto, provincia de Santa Fe. El elenco viajó con la autora porque yo estaba a punto de dar a luz y no podía ir. Al llegar les asignaron un monasterio para pasar la estadía. La mística del lugar nos dio el punto de inicio La excursión.  A partir de las características del lugar (el tipo de habitaciones, los patios con grandes arcos y estatuas de santos en el centro, los baños enormes y compartidos) y de pequeñas situaciones que surgieron en el viaje comenzamos un trabajo de investigación que fue de unos seis meses. Cynthia trabajó a la par nuestra y una vez que terminó el texto trabajamos otros seis meses hasta el estreno.

¿Cómo fue el proceso de casting de actores?

Trabajé con actores que ya había convocado en el elenco anterior, y otros nuevos. Todos alumnos de la escuela que dirijo con adolescentes que se llama Estudio 84, en el barrio de Caballito. Por las características de algunos de los actores y de las actrices rotamos del texto original personajes masculinos por femeninos y viceversa. Fue muy interesante el giro que ocurrió con este intercambio, sobre todo al dotar de fuerza a los personajes femeninos y temor a los masculinos. A su vez estos personajes viran a lo largo de la obra tiñéndose de oscuridad los roles de los varones y vulnerables a las mujeres.

¿Cómo fue el proceso de producción de la obra junto con adolescentes?

EL proceso de producción fue resuelto por el equipo adulto del proyecto. Escenógrafo, vestuarista, músico y gráfica.

¿Qué tipo de preparación tienen los actores?

Los actores tienen entre 16 y 20 años. La mayoría se formó durante una década en la escuela, habiendo comenzado de niños a los 8 años, y cursado hasta el último nivel de adolescentes de la escuela. Otros de los actores cursaron desde los niveles de adolescentes, ya tenían otras formaciones.

Desarrollaron no sólo el trabajo de construcción de los personajes y la creación del mundo de ficción de la obra, sino también recibieron preparación corporal con Tamara Belenky, que además de guiarlos en el área corporal es la asistente de la obra.

¿Qué aportes realizaron los actores al momento de ensayar/construir la obra?

Los actores aportaron de manera continua ya que me interesa el trabajo grupal y la construcción colectiva. Están preparados para proponer desde la actuación sin depender de la dirección, aunque yo decida la puesta. Busco la colaboración de los actores, y en este elenco el nivel de propuesta es muy rico. El final de la obra fue netamente propuesto por ellos, y con una justificación que me encantó. Queda abierta la posibilidad de una segunda parte, como me reclamaron un grupo de adolescentes que vino a ver la obra.

¿Cómo les resultó tratar algunos temas algo tabúes en lo coloquial y más que nada al momento de tratarlo con jóvenes, como puede ser la homosexualidad, la sexualidad en general, el fracaso amoroso, el futuro, el deseo, la religión, la inclusión en el ámbito escolar/social) que la obra presenta?

Sin duda es movilizante, porque son todos temas con los que se identifican, más allá de las diferencias con los personajes. Se identifican ellos y nosotros los adultos que vivimos esa etapa del secundario. Por otro lado, toman esos temas con mucha naturalidad. La obra tiene un pasaje muy fresco donde los personajes se muestran auténticos. Un momento de intimidad donde el canto los une y les da fuerza para enfrentar ese futuro incierto. Con toda la energía y pasión de los adolescentes. La obra tiene mucho humor, y esos temas se tratan de una manera profunda, lúdica y divertida. Creo que eso contribuyó a reflexionar no sólo en la obra sino en los temas que abordan cotidianamente.

¿Cómo se inscribe la obra dentro de tu carrera en dirección teatral?

Apuesto a la actuación de estos jóvenes actores. Considero que hay un espacio vacante en el teatro para adolescentes. Que no hay muchas obras que estén pensadas para esas edades, donde puedan los espectadores escuchar sus voces. Hace muchos años que trabajo con niños y adolescentes y creo en la formación de los actores. Y el profesionalismo con el que viven la experiencia en el teatro independiente me lo demuestra. Es también una preparación para sus producciones futuras, como actores adultos que serán algún día.

¿Cuál fue la reacción de los adolescentes, tanto los actores como el público joven que asiste, ante la puesta?

Hermosa. Las risas pueblan la sala cada sábado a la tarde. Es un momento mágico. Al finalizar esperan al elenco para saludarlo en la puerta. Regresan con amigos y piden la parte 2. También los adultos que vienen a verla la disfrutan porque les remite a su época de secundario, los viajes de estudios, las pernoctadas, los miedos y fantasías propias de esos viajes, el rol dentro del grupo, el pertenecer o querer ser parte del grupo, los intensos y amoroso vínculos que despiertan estos personajes y la ternura que causa para los adultos que ya tenemos distancia de esa época. Muchos adolescentes que vienen desarrollan hipótesis diferentes y divertidas interpretando el final abierto.

¿Qué planes a futuro tiene la obra (circulación en el ámbito teatral o escolar, tiempos de exhibición, etcétera?

Estamos desde el mes de mayo en el El Método Kairós hasta fin de julio. A su vez, tenemos fechas vendidas en escuelas y en centros recreativos de adolescentes. Otras perlitas aún no puedo contarlas.

Comentarios

comentarios

Comments are closed.