Funcinema

BERLIN 2013: los rusos levantan el nivel de la competencia

nina hoss-GOLD
El cine alemán entró hoy en competición de la 63ª Berlinale con Gold, con una Nina Hoss cabalgando en busca de oro por abruptas montañas canadiense, en un festival volcado en mostrar el valor de la tierra en tiempos de pioneros o ante los usurpadores del presente. A Hoss, una «musa berlinesa» asidua del festival, le correspondió defender el pabellón alemán con una película angosta, única representante del cine anfitrión a concurso. Dirigida por Thomas Arslan, se centra en un grupo de inmigrantes alemanes que, en 1898, pasan de Estados Unidos a Canadá, dispuestos a recorrer 2.500 intrincados kilómetros en busca de oro. La misma Hoss que en 2012 interpretó a una médica acosada por la Stasi es el centro de esos alemanes a los que Arslan mueve por las montañas. A la hora de la proyección, entre un cúmulo de tópicos robados de cualquier «western», empezaron a desatarse las impaciencias o carcajadas de los asistentes.

rusos berlin-DOLGAYA SCHASTLIVAYA ZHIZN
Dicen las crónicas que mejor le fue Dolgaya schastlivaya zhizn, del ruso Boris Khlebnikov, con una historia parecida a la de Promised Land, sólo que sin los edulcorantes propios del cine estadounidense. El film se centra en un colectivo de campesinos, esta vez de la península de Kola, a los que los poderosos pretenden quitar de sus tierras a precio de estafa. El film ruso se unió a la tónica de Promised Land, sólo que en lugar de ladrones de guante blanco -un consorcio energético- aquí quien pretende desterrar a los vecinos es el aparato estatal.

-THE NECESSARY DEATH OF CHARLY COUNTRYMAN
Dirigida por el sueco Fredrick Bond e interpretada por Shia LaBeouf, The necessary death of Charly Countryman empieza con un delirio, el del personaje interpretado por LaBeouf, y va a más, entre paseos por «hostels» y clubes nocturnos de Bucarest. A LaBeouf no se le borra la expresión de bobo enamorado -de Rachel Wood- en toda la película, con un Mads Mikkelsen empeñado en quitarle a la chica de sus sueños.

hattaway jackman-LOS MISERABLES
Hugh Jackman y Anne Hathaway dieron lustre a la Berlinale. El dúo de Los Miserables participó como invitados en su sección especial: la inclusión del musical sobre la obra de Victor Hugo, con siete nominaciones a los Oscar y a exhibición en el festival de Berlín, dio ocasión para lucir fotogenia a la pareja, él con su estilo de perfecto seductor y ella con algún kilo recuperado, de los 11 que adelgazó para el filme. «En Los Miserables experimenté hasta qué punto puede ser difícil y a la vez gratificante hacer un personaje tan complejo», dijo Hathaway, quien afirmó que sus lágrimas en pantalla son reales, fruto de la emoción vivida al interpretar su personaje. Jackman exhibió encanto, felicitando incluso a un periodista asiático por la entrada en el Año Nuevo chino, mientras se deshacía en los acostumbrados elogios a todos sus compañeros de reparto, a la capital alemana y a su director, Tom Hooper, al que por supuesto ve como acreedor de todos los Oscar, presentes y futuros.

(Fuente: Yahoo)

Comentarios

comentarios

Comments are closed.